“La imaginación es el comienzo de la creación. Imaginas lo que deseas; deseas lo que imaginas; por fin, creas lo que deseas”. George Bernard Shaw

Inicio  |  Vivir Bien

Equilibra

Creciendo sin prisa

Bookmark and Share

Enfoque a la Familia Costa Rica

Se ha comprobado que la autoconfianza, la autoestima, así como la capacidad de compartir y amar, e incluso las habilidades intelectuales y sociales, tienen sus raíces en las experiencias vividas durante la primera infancia en el seno familiar.

En un hogar donde se respira un ambiente de cariño, de respeto, de confianza y de estabilidad, los niños se crían y se desarrollan psíquicamente más sanos y seguros.


Una de las principales tareas de ser padres es procurar el desarrollo integral de sus hijos a fin de potenciar en ellos actitudes frente a la vida que les permitan tomar -tanto en el diario vivir como en momentos cruciales-, decisiones y acciones acertadas, que les proporcionen un mayor bienestar.


Según Jean Piaget, psicólogo experimental y padre de la teoría del desarrollo cognitivo, este proceso se da en cuatro periodos o estadios de desarrollo secuenciales.1


Es sencillo darse cuenta que existen edades determinadas para aprender y desarrollar habilidades específicas, relacionadas con el nivel o etapa de desarrollo cognitivo del niño o la niña.

 

 Etapas vitales

  • Etapa sensorio-motor: Desde el nacimiento hasta aproximadamente un año y medio a dos años. En esta etapa el niño usa sus sentidos y las habilidades motrices para conocer aquello que le rodea. Los principales logros son la construcción de una estructura espacio-tiempo y causal de las acciones, y el desarrollo de una inteligencia práctica basada en las acciones.
  • Etapa pre operatoria: Tiene lugar aproximadamente entre los dos y los siete años de edad y se caracteriza por la interiorización de las reacciones de la etapa anterior dando lugar a acciones mentales que devienen en el desarrollo de una inteligencia simbólica o representativa. El razonamiento se da por intuiciones, no por lógica.
  • Etapa de las operaciones concretas: De siete a once años, las operaciones a las que se hace referencia son lógicas y usadas para la resolución de problemas en situaciones concretas reales. En esta fase ya es capaz de usar los símbolos de un modo lógico y llegar a generalizaciones acertadas.
  • Etapa de las operaciones formales: Desde los doce años en adelante (toda la vida adulta). Se logra un desligamiento de lo concreto y se desarrolla el razonamiento hipotético- deductivo y abstracto. 

 


La meta es lograr que puedan desarrollar al máximo sus habilidades y capacidades a fin de poder interactuar de forma crítica con la realidad en que viven y en el futuro tomar las mejores decisiones.


No obstante, en este afán es posible que equivocadamente se quiera "adelantar" las etapas e inclusive "reordenarlas" de acuerdo a nuestro propio criterio.

 

 

 Tómelo en cuenta


• Sobreestimulados:

Algunos niños son sobre estimulados para que aprendan a leer, escribir y/o realizar operaciones matemáticas en etapas tan tempranas como los dos y tres años, es posible que al consumir tiempo y esfuerzo para desarrollar estas habilidades, para las que el niño aún no esta preparado, se deje relegado el juego exploratorio espontáneo que suelen realizar los niños como forma ideal de aprender en las edades más tempranas.


• Actitudes desfasadas:


Si bien existen cada vez más productos ingeniosos y atractivos para los niños, algunos son "versiones a escala" de productos destinados para los adultos (pasatiempos, ropa, zapatos, etc.). Esto a primera vista podría parecer irrelevante, sin embargo es usual que estos productos promuevan en niños y niñas, de forma subliminal, percepciones, preferencias y actitudes desfasadas de su edad, en detrimento de su desarrollo.


• Roles érroneos:


Algunas dinámicas en el hogar a veces propician que los niños y niñas asuman roles y responsabilidades que por su corta edad no están preparados para enfrentar. Por ejemplo cuando se le dice al hijo o la hija mayor, a pesar de su corta edad, que por ser el o la más grande debe cuidar a los menores. Así también, ante una separación o divorcio pedir al hijo varón que asuma el rol de "hombre de la casa" y cuide de su mamá y hermanas.

 

 

 

• Cargas pesadas:


Algunas veces, en un afán por lograr que los hijos e hijas aprendan a asumir responsabilidades se les carga con demasiadas tareas en el hogar. Siempre se debe recordar que el tiempo de juego y esparcimiento es una de las principales formas de aprender.

 

De esta manera es usual que padres y madres alienten y propicien el aprendizaje indiscriminado o bien, el desarrollo de actitudes que el niño o la niña aún no esta preparado para asumir. Así también, es frecuente que desde otros ámbitos de la sociedad, se propicien una serie de estímulos que podrían resultar en actitudes y conductas que en lugar de potenciar su buen desarrollo, obstaculizan lo que se debería estar dando según la etapa en que se encuentran.


Cada etapa del desarrollo del ser humano se debe vivir a plenitud con el fin de que logre madurar y adquirir las habilidades y destrezas que le permitirán enfrentarse a la etapa siguiente. Al vivir plenamente y resolver cada etapa, las personas desarrollan su capacidad de adaptación a las distintas circunstancias y situaciones que se presentan a lo largo de la vida.
Si por el contrario no se viven a plenitud o resuelven adecuadamente, se habla de dificultades para la adaptación al medio social, y como consecuencia será difícil para el individuo en particular enfrentar adecuadamente tanto la cotidianeidad como los retos que se le presenten en la vida.

 

1. Echeverría Bardales Pedro. Etapas del Desarrollo de Jean Piaget, consultado en línea en marzo del 2010, en la dirección http: //74.125.95.132/ search?q=cache:AdNaiBpS24oJ: www. soeduc.cl/apuntes/Etapas %2520del%2520 Desarrollo%252 0de%2520Jean%2520Piaget.doc +pedro+ echeverr%C3%ADa+bardales&cd=1&hl=es&ct=clnk&gl=cr&client=firefox-a


https://www.youtube.com/watch?v=hhIRXR__eMo
  1. Nuestros Colaboradores
Vanessa Cavallini
Psicóloga y Terapeuta holística, Maestra de Reiki e Instructora de Yoga
Wagner Eduarte Saborío
Administrador de Empresas y Psicólogo
Walter Dresel
Médico cardiólogo y escritor uruguayo
German Retana
Consultor de negocios y profesor del INCAE
Freddy Fernández Vilapriño
Ingeniero Agrónomo y productor agrícola
Jorge A. Díaz
Terapista Físico y Entrenador
Priscilla Araya
Nutricionista
Daniel Garro Sánchez
Escritor costarricense, ganador de diversos certámenes literarios latinoamericanos
Mauro Fernández
Médico Cirujano y Ginecólogo Obstetra Especialista en Sexualidad
María Murillo
Comunicadora y Life coach mexicana
Lic. Rafael Ramos
Psicólogo
MSc. Annette Loynaz
Psicopedagoga
Centro Nacional de Información de Medicamentos
(CIMED)
Facultad de Farmacia, Universidad de Costa Rica (UCR)
INIFAR
Dra. Victoria Hall Ramírez
Dra. Ma. Soledad Quesada Morúe
Dra. Milania Rocha Palma
Dra. Wendy Montoya Vargas
Dra. Catalina Lizano Barrantes
Dra. Angie Ortiz Ureña
Enfoque a la Familia Costa Rica
Concejo de la Persona Joven
Viceministerio de la Juventud
Gobierno de Costa Rica
Inicio | Hogar equilibrado | Vivir Bien | Generales | Innovación | Dato Curioso | Útil y práctico